Cambio de guardia en el 1.500

Es bueno dejar pasar tiempo. Las ideas reposan y así se evita que las primeras impresiones y las decepciones dén paso a reacciones en caliente. La ausencia de españoles en la final de los 1.500 metros de los últimos Europeos indoor fue como un túnel oscuro, un silencio insoportable en un atletismo que vivió del brillo y el bullicio de José Luis González, Abascal, Pancorbo, Cacho, Viciosa, Díaz, Higuero, Casado o Estévez durante tres décadas.
El 1.500 español está en una situación crítica. Los Europeos indoor, ese precioso campeonato de bolsillo, eran una ocasión fantástica para restañar heridas, devolver la confianza y recuperar la ilusión con el brillo de alguna medalla. Es hora del cambio de guardia. A Arturo Casado nunca le agradeceremos lo suficiente su fantástico título europeo de 2010. Olmedo y Diego Ruiz también tienen una gran hoja de servicios. Los tres están ya fuera de edad para mirar de frente a los 1.500 metros. Los 32 años son una edad para distancias más largas.
Hay talentos para el relevo, Deben protagonizarlo Mechaal, Álvaro, Bustos, Kevin, Palacios, Alcalá, Sales, Alonso y el formidable Torrents. Faltan más carreras a nivel nacional con los mejores del ranking, estos atletas deben enfrentarse mucho entre ellos y correr más pruebas de 1.500, con más frecuencia de lo que lo hacen actualmente. Sólo así se progresa, sólo así se coge el ritmo de esta endiablada, maravillosa distancia.

 
19
Kudos
 
19
Kudos

Now read this

La inteligencia de Pedro Nimo

Colgué el teléfono con una extraña sensación. “Sabe que va a ganar”, pensé. Me explico. Hablé con Pedro Nimo hace un par de semanas. Estuvimos hablando un poco de todo, de la vida, de la situación actual del atletismo español (“el futuro... Continue →